“Lo único que me interesa es hacer una pregunta comprometida”

Los muchachos de la prensa en Washington están enfadados con Obama. Por lo visto, el presidente estadounidense ya no cuida tanto a los grandes medios e incluso amaga con saltarse el llamado Cuarto Poder y buscar otras vías de comunicación más directas con los ciudadanos a través de Internet.

Una de estas periodistas, Laurence Heim, ha preparado un reportaje que, pese al tono general de pataleta, deja en el aire unas cuantas cuestiones muy interesantes. TV3 lo emitió hace unos días con el título de “Vigilant a Obama”.

El tema tiene su miga. Sobre todo la parte en que los periodistas de las grandes cadenas  asumen el papel de guardianes de la democracia sin mencionar siquiera los intereses económicos que mueven los medios para los que trabajan.

Porque eso de hablar de periodismo progre o conservador es ya una tonteria. Ahora lo único que importa es llenar las arcas de la empresa de turno y, en todo caso, conseguir réditos del amiguismo político.

Pese a todo ello, uno no puede dejar de emocionarse al escuchar ciertas premisas que estos periodistas hacen suyas y deprimirse al intentar trasladarlas a esto del periodismo tecnológico. “Lo único que me interesa es hacer una pregunta comprometida”, dice uno de los reporteros.

Igualito al estilo que predomina en nuestro sector desde hace décadas y que las nuevas generaciones parecen haber asumido con total normalidad. Aquí las entrevistas son más del estilo… “Cakony es líder indiscutible, ¿cómo han conseguido ser tan buenos?”, ¿cuáles son las ventajas de la PowerPix F230?. En ese plan.

Tampoco es que la entrevista sea un género que se estile demasiado -es más fácil dorar la píldora en un texto con forma de noticia o prueba técnica- pero cuando ocurre normalmente es para echarse a temblar. Más aún si es en uno de esos suplementos especiales que de vez en cuando perpetra la prensa seria.

Claro que esto no es alta política, ni el futuro del planeta depende de si uno de estos tratos tecnológicos funciona peor o mejor, de si una firma torea a sus usuarios o anda más perdida en este sector que Tele 5 en una biblioteca. Pero si ejercemos de periodistas, comportemos como tales, maldita sea.

“Para estos profesionales ser odiados forma parte del trabajo”, suelta la locutora del reportaje en una de esas lapidarias frases que tanto gustan. No sé si será para tanto, pero es cierto: andar tocando los megapíxeles a quien corresponda debería incluirse en el decálogo de la profesión, sea cual sea el segmento que se aborde. Es menos rentable que lo otro, pero más divertido. Y digno.

Anuncios

One Response to “Lo único que me interesa es hacer una pregunta comprometida”

  1. Joaquín dice:

    Tiene razón el autor. Vivimos una extraña época en la que la banalización avanza. El “cuarto poder” o está en crisis o realmente se ha revelado que representa intereses de un nuevo grupo de poder que no´solo no defiende los intereses del común sino que tiene intereses propios.
    Creo que estamos en una época de grandes cambios. La crisis lo hace más perceptible, pero no revela la magnitud de dichos cambios.
    No sabemos que saldrá, pero dentro de quince años el mundo que conocemos habrá cambiado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: