El precio de una foto

¿Cuánto vale una foto? O, mejor dicho. ¿cuánto cobrar por una foto o un reportaje?  Tal y como están las cosas en el sector -suponiendo que alguna vez hayan estado bien, claro- seguro que la preguntaprovocará algún que otro ataque de risa.

De todos modos, nunca está de más tener una referencia , así que hace tiempo en Barcelona Photobloggers se hicieron eco de la nueva lista de tarifas publicadas por las asociaciones de fotógrafos UPIFC y ANIGP.

Descubrimos así que, por ejemplo, una foto de portada en un diario -con cesión no exclusiva- debería pagarse a, por lo menos, 112 euros y un reportaje de hasta 9 fotos en una revista a 100 euros cada imagen. Pero, a la hora de la verdad, ¿se respetan estos condiciones?

No parece que sea así, teniendo el cuenta el título que han escogido estas agrupaciones para la recopilación de tarifas (“no por menos”) y aquel informe que situaba la profesión de fotógrafos como uno de los trabajos menos recomendables del momento.

Por menos que te haga las fotos tu primo con el móvil, tal vez deberían haber añadido. O los periodistas ciudadanos. O los bloggers, esa entusiasmada mano de obra barata para los gurús de la cosa dospuntoceril. O el vecino del cuarto que pasaba por allí…

6 respuestas a El precio de una foto

  1. publikaccion dice:

    yo generalmente las cobro a 2 precios, las que son para reproducción en medio público y las que son en reproducción en medio privado a los precios de 50 y 75 euros respectivamente y siempre sin exclusividad😉

  2. Ya comenté hace un tiempo la famosa lista del Wall Street Journal:
    http://fotosiqui.wordpress.com/2010/02/11/la-lista-del-wall-street-journal/
    que situaba a los fotógrafos (y sobre todo a los de prensa) al final de la cadena alimenticia. Parece ser un pescado que se muerde la cola
    un saludo

  3. Eugenio dice:

    De algo sirve el tarifario. Hace unos días me pasó con un cliente que le cobré baratísimo en razón de una relación de amistad, pero para mi gran sorpresa reclamó de muy mala manera diciendo que el precio que yo le estaba cobrando era de “movie star” y que solo me iba a pagar una parte. Precisamente tuve que sacarle el tarifario para que viera que un trabajo similar podía costar fácilmente el triple. Entonces finalmente me pagó lo que le pedí. Obviamente a esa persona cualquier nuevo trabajo solo se lo haría a precio de “movie star”, ahí sí: no por menos.

  4. reproduzco aquí un comentario que he hecho en un blog en el que se comenta “la buena nueva”:

    …entiendo que estamos en un contexto económico difícil, pero ¿le pedimos al de la panadería que nos rebaje la barra de pan? ¿o en la gasolinera que nos cobren menos por llenar el depósito? ¿Nos han bajado el alquiler o los impuestos? o incluso, ¿los diarios han rebajado su precio? NO
    Pués ¿por qué tenemos que hacerlo nosotros? Hay profesiones que van por mal camino, y la de fotógrafo es una de ellas…

    saludos!

  5. Eugenio dice:

    Lo que dice Alberto es cierto, pero creo que en el caso de los fotógrafos la cosa va mal no porque queramos voluntariamente promovernos como mártires económicos, sino por otras causas. Sospecho que parte de la debacle de los precios es culpa de las mismas firmas constructoras por servir a dos amos, casi del mismo modo: a los fotógrafos profesionales y al gran público (algo que se había iniciado en la era analógica, pero que en la digital alcanza su clímax). A unos les trae la comida en bandeja de plata y a los otros en una plástica, pero el menú es cada vez más parecido y además se come en la misma mesa. Como consecuencia de ello la confusión aumenta y ya muchos empleadores no distinguen la calidad de un trabajo porque confunden resultado técnico con resultado artístico o de contenido. Además, ¿Para qué le van a pagar a un fotógrafo profesional por fotografiar un evento corporativo por ejemplo, si después pueden hacer una colecta de fotos sacadas con el móvil de los participantes para luego colgar en facebook? ¿Y qué decir de esos periódicos y televisoras que abusando del concepto de “periodismo ciudadano” le piden al público que les envíe fotos por las que no pagan un centavo? (bueno, al menos eso hacen en mi país).

    El photoshop (y similares) también es culpable de todo esto porque pone al alcance de cualquier pelagatos (mediante baritas mágicas, aplicaciones para Iphone a prueba de tontos y ahora también “content-aware fill”) lo que antes solo estaba reservado, en el mejor de los casos, a diestros especialistas del cuarto oscuro. Cuánto mercado hemos perdido los fotógrafos en los últimos años por esta “democratización” a ultranza de las técnicas y la calidad técnica al alcance de todos. (en realidad un gran negocio de los constructores que nos está causando un gran perjuicio).

    Claro que esto también le facilita las cosas a mucho fotógrafo principiante, pero rápidamente vendrá el desengaño. Ante este panorama desolador me queda el sentimiento que el segmento profesional se ha vuelto una carga para estas compañías constructoras y que en el fondo buscan una forma de liquidarlo como eslabón comercial… porque tontos no son y no matarían a uno de sus “paganinis” si no supieran que por otro lado van a obtener una ventaja mayor.

    Mis disculpas, el comentario demasiado extenso.

  6. […] precio de una foto II, la versión de EFE Comentábamos hace unos días el libro de tarifas editado por las asociaciones de fotógrafos UPIFC y ANIGP, […]

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 29 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: